Como llegar roque nublo

Con la denominación Paisaje Cultural de Risco Caído y las Montañas Sagradas de Gran Canaria, la Unesco incluyó en 2019 un enorme conjunto paisajístico, cultural e histórico de Gran Canaria dentro de la lista del Patrimonio Mundial de la Humanidad.

La zona es extensísima y coincide bastante con el paisaje que ya en 2005 la Unesco había incluido dentro de la lista de las Reservas de la Biosfera. La denominación hace referencia al paisaje cultural que viene desarrollándose desde la época prehispánica en lo que es la enorme caldera volcánica de Tejeda y sus alrededores.

Probablemente desde principios de la era cristiana, los primeros colonizadores de Gran Canaria, procedentes del norte de África, se establecieron en esta zona. Risco Caído, en este sentido, es solo uno de las decenas de yacimientos arqueológicos que se han hallado en esta región y que nos permiten comprender cómo aquellos primeros habitantes excavaron en la misma roca, a fin de establecerse en cuevas-vivienda. Algo que, dos milenios más tarde, sigue sucediendo, como podremos ver en el pueblo de Artenara, situado en lo más alto del cráter, y donde tendremos la oportunidad de visitar las cuevas-viviendas  que siguen siendo habitadas por los lugareños, recordándonos que la vida se ha desarrollado aquí en solución de continuidad desde la era prehispánica.

Aunque la mayoría de yacimientos arqueológicos están cerrados al público general, merece la pena saber que no todos lo están, de manera que indagando un poquito sobre el terreno, tuvimos la oportunidad de visitar algunos. Además, el paisaje en sí mismo es una maravilla, de manera que más allá de los yacimientos prehispánicos de Gran Canaria, visitar el Roque Nublo o el Roque Bentayga merece mucho el esfuerzo de llegar hasta aquí. De hecho, también estas moles están incluidas en la lista del Patrimonio Mundial.

Estas son algunas de las vistas que vais a ver cuando hagáis el recorrido por el Paisaje Cultural de Risco Caído y las Montañas Sagradas.

Paisaje Cultural de Risco Caído
Caldera de Tejeda Gran Canaria

ROQUE BENTAYGA

Uno de los lugares más espectaculares del Paisaje Cultural de Risco Caído y las Montañas Sagradas es el conocido como Roque Bentayga. Se trata de un monolito de unos 80 metros de altura ubicado en una de las partes más altas de la Caldera de Tejeda.

Además, se sabe que varias de las vertientes del Roque Bentayga fueron ocupadas por aquellas civilizaciones prehispánicas que colonizaron la isla. Y no solo ocuparon el Roque en sí mismo, sino también lo que se conoce como Sierra de Bentayga. Cuevas, espacios funerarios, graneros o lugares de culto es lo que se encuentra en esta zona.

Como uno de sus mejores ejemplos encontramos el almogarén, que era un lugar de culto de aquellos moradores y que estaba ubicado en una terraza de toba volcánica. Con sus cazoletas y canalillos labrados en la misma roca, nos indica que habría sido utilizado para prácticas religiosas.

CÓMO LLEGAR AL ROQUE BENTAYGA.

Podemos llegar hasta este punto gracias a un sendero que parte de enfrente del Centro de Interpretación del Roque Bentayga (lo veis en la siguiente foto), que también merece la pena conocer. El trayecto no es complicado, aunque sí en ascenso. Creo que no fueron más de 15 minutos.

Roque Bentayga

Roque Bentayga

roque bentayga almogaren

ROQUE NUBLO

El segundo gran hito del Paisaje Cultural de Risco Caído y las Montañas Sagradas de Gran Canaria es el Roque Nublo. De hecho se trata del gran símbolo de Gran Canaria. Además, es uno de los puntos más altos de la Caldera de Tejeda, pues se sitúa a 1813 metros sobre el nivel del mar.

Su altura es de unos 80 metros y no es de extrañar que fuera considerado como algo más que una simple roca, para aquellos moradores que ocuparon la región antes de la llegada de los europeos.

Más allá de la visita al Roque Nublo, las vistas que desde allí se tienen y que alcanzan hasta la vecina Tenerife, con el Teide surgiendo por encima de las nubes, son una maravilla.

CÓMO LLEGAR AL ROQUE NUBLO.

El sendero de acceso no es complicado. Se debe llegar en coche hasta un aparcamiento conocido como de la Degollada de la Goleta. Allí comienza un sendero que transcurre en buena parte entre pinares y que nos llevó hasta la base del Roque Nublo en  algo más de 20 minutos (deben ser como 1.5 kilómetros aproximadamente, por un sendero bien indicado y sin posibilidad de pérdida).

La llegada a la explanada que precede al Roque Nublo resulta realmente emocionante, con esta enorme roca y otra más pequeña, el Roque de la Rana, dominando la escena. Las vistas, de casi 360 grados son de vértigo. Además de toda la Caldera de Tejada, a lo lejos se observa perfectamente el pico del Teide, en la vecina isla de Tenerife.

Roque Nublo

Vistas desde el Roque Nublo

Vistas Bentayga desde Roque Nublo

CUEVAS DEL REY Y LA CUEVA DEL GUAYRE

Como he comentado, en el Paisaje Cultural de Risco Caído y las Montañas Sagradas de Gran Canaria se han localizado cientos de cuevas donde vivían los aborígenes canarios. Aunque varias de ellas no están abiertas al público en general, sí que se pueden visitar las existentes en lo que se conoce como el Roque de Cuevas del Rey.

Eso sí, para ello no solo hay que llegar hasta allí (la carretera no deja de ofrecer vistas espectaculares a la Caldera de Tejeda) sino que deberéis ascender roque arriba por los caminos marcados que aunque no son difíciles, tampoco es que se trate de un paseo sin más.

La recompensa son varias cuevas de lo más espectaculares, algunas de planta cuadrada o rectangular, pero otras con la existencia de habitáculos que se abren al espacio principal. La más relevante de todas ellas es la conocida como Cueva del Guayre, que conserva parte de la policromía original en blanco, rojo y negro y que dispone de varias cazoletas y canales en el suelo. Además, en esta cueva encontramos dos aberturas en la pared, que conducen a sendos habitáculos. La verdad es que uno se siente un poco como Indiana Jones cuando visita este tipo de lugares.

Cuevas del Rey

Cuevas del Rey

Cueva del Guayre

Cuevas del Rey

CENTRO DE INTERPRETACIÓN DE RISCO CAÍDO Y NEOCUEVA.

En la población de Artenara, de la que luego hablaré, encontramos el Centro de Interpretación de Risco Caído. Un lugar que merece la pena conocer si estáis interesados en los yacimientos arqueológicos de Gran Canaria, por dos motivos.

Primero, porque con ayuda de plafones explicativos y varios vídeos, el centro ayuda a poner en contexto el momento de la llegada y establecimiento en la isla de los colonos prehispánicos, así como los lugares que fueron ocupando en los alrededores de lo que es la Caldera de Tejeda.

Risco Caído (el original) se encuentra en el margen izquierdo del Barranco Hondo y está formado por 21 cuevas. En la actualidad, las visitas presenciales al yacimiento no están permitidas (desde la crisis del Covid), aunque hace un tiempo sí que se permitía en grupos muy reducidos y bajo estricta supervisión.

Por este motivo, en junio de 2020 se inauguró una neocueva en el mismo Centro de Interpretación, que es la fiel reproducción de la cueva número 6 del complejo arqueológico de Risco Caído. En esta cueva, los aborígenes crearon una cúpula casi perfecta, además de incluir en la cueva una suerte de ventana por la que entraba un haz de luz solar en determinadas épocas.

La tecnología permite disfrutar de este momento de forma artificial, tal y como si estuviéramos en la cueva original, lo que ayuda a comprender que la disposición de la cueva y la ventana la convertían en algo así como un calendario.

Además, en las paredes de la cueva encontramos abundantes triángulos invertidos, signo habitual de fertilidad en no pocas culturas. Este es el segundo motivo que convierte en imprescindible la visita a este centro de interpretación.

De momento, la visita al Centro de Interpretación de Risco Caído y la Neocueva es gratuita.

Centro de Interpretación de Risco Caído

Cueva de Risco Caído

Centro Interpretación de Risco Caído

ARTENARA Y LAS CUEVAS VIVIENDA.

Como dije, el Centro de Interpretación de Risco Caído se ha construido en la población de Artenara, situada en lo alto de la Caldera de Tejeda, a ni más ni menos que 1230 metros sobre el nivel del mar.

Dedicaré un artículo a explicar lo que es la visita a Artenara. Sin embargo, quiero comentar que he incluido este núcleo poblacional en este post por la existencia de decenas de casas-cueva construidas en esta población. Los lugareños llevan viviendo en ellas desde hace décadas. Probablemente, siglos. Ello supone un continuum entre la manera de vivir de los moradores prehispánicos de la Caldera de Tejeda y los nuevos colonizadores que llegaron tras la conquista europea en el último tercio de siglo XX.

Aunque la práctica totalidad de casas-cueva siguen siendo privadas (realmente, se trata de las viviendas de los lugareños), algunas de ellas han sido adaptadas a museo etnológico, lo que permite entender el modus vivendi de estas gentes. Al fin y al cabo, la UNESCO incluyó esta área en la lista del Patrimonio Mundial con la denominación de Paisaje Cultural de Risco Caído y las Montañas Sagradas de Gran Canaria, incluyendo no solo el yacimiento que le da nombre, sino también un vasto territorio que incluye unas 18.000 hectáreas de terreno.

Artenara
Casas Cueva de Artenara

La verdad es que no se entendería un viaje a los lugares más importamtes que ver en Gran Canaria sin visitar la Caldera de Tejeda con los Roques Nublo y Bentayga y las Montañas Sagradas de Gran Canaria.

Suscríbete al blog


Puedes darte de baja en cualquier momento haciendo clic en el enlace al pie de página de nuestros correos electrónicos. Para obtener información sobre nuestras prácticas de privacidad, visita nuestro sitio web.

Usamos Mailchimp como nuestra plataforma de newsletters. Al hacer clic a continuación para suscribirte, aceptas que tu información será transferida a Mailchimp para su procesamiento. Obtén más información sobre las prácticas de privacidad de Mailchimp aquí.

¿Qué te ha parecido el artículo?


5 de 5.0 (3)

Comentarios:

12 comentarios en “Roques Nublo y Bentayga. Las Montañas Sagradas de Gran Canaria y los yacimientos arqueológicos prehispánicos de Risco Caído.


Kris
26 de febrero de 2021

El centro de Gran Canaria es un gran desconocido, un lugar fascinante con un paisaje tan tremendo como muestras en las fotos. La ruta al Roque Nublo es sencilla, uno no espera que el final sea tan impresionante. Nosotros no conocimos las casa cueva por falta de tiempo, nos entretuvimos demasiado que Tejeda y en cada mirador que encontrábamos en la ruta, y al final, no da tiempo a todo. Pero volveremos, estoy segura. Buen fin de semana.

    Jordi Martinez Baylach
    1 de marzo de 2021

    Así es. Toda la Caldera de Tejeda es una maravilla. Solo por subir al Roque Nublo y al Roque Bentayga ya merecería la pena visitar la zona, pero la verdad es que encuentraa tantos miradores y pueblecitos con encanto que con un solo día no tienes suficiente.
    Un abrazo, Kris.

Hernan
12 de marzo de 2021

Gracias por el post. Queremos visitar Canaria en verano y nos estamos planteando Gran Canarias. Viajaremos con un niño de 8 años.
¿Crees que es fácil llegar hasta la base del Bentayga y del Nublo?
Gracias.

    Jordi Martinez Baylach
    14 de marzo de 2021

    Hola, Hernan. Desde luego que podéis hacer el trayecto hasta las bases de los Roques con un niño de 8 años. Vimos a chavalines más pequeños subir sin problema.
    Seguro que os encantará!

Pedro Gómez
19 de abril de 2021

Hola! Estoy pensando en visitar la isla durante cinco o seis días en julio. A qué Roque crees que puede ser más interesante subir, al Nublo o al Bentaiga? No creo que me dé tiempo a visitar los dos.

    Jordi Martinez Baylach
    20 de abril de 2021

    Hola, Pedro. Yo creo quie si vas a estar 5 o 6 días en la isla, tienes tiempo de sobra de acercarte hasta ambos roques, que están muy cerca. Supongo que al decir subir a los roques te refieres a realizar el trek hasta la base.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La empresa trata tus datos para facilitar la publicación y gestión de comentarios. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, supresión y oposición, entre otros, según nuestra Política de privacidad.