La Serra de Tramuntana es la más importante cordillera de Mallorca y de las Islas Baleares. Si consideramos que la Isla de Mallorca tiene una forma más o menos romboidal, la Sierra de Mallorca ocupa la arista noroeste de la misma.

La belleza paisajística, pero también la riqueza cultural de la misma, propició que en 2011 la Unesco incluyera el Paisaje Cultura de la Serra de Tramuntana dentro de la lista del Patrimonio de la Humanidad.

Durante nuestro último viaje a Mallorca dedicamos un par de jornadas a visitar la Serra de Tramuntana, con sus mejores paisajes y miradores, sus históricas atalayas y sus encantadores pueblecitos de montaña, auténticos remansos de paz durante el invierno, que es cuando emprendimos este último viaje.

La verdad es que si vais a viajar a la mayor de las islas baleares, más allá de visitar Palma de Mallorca, disfrutar de las mejores playas y calitas de la isla o acercase hasta alguno de los lugares más turísticos que ver en Mallorca, como las fabulosas Cuevas del Drach, merece la pena dedicar alguna jornada a recorrer la Serra de Tramuntana.

En este post os vamos a contar algunos de los lugares más bonitos que ver en la Serra de Tramuntana.

Qué ver en la Serra de Tramuntana

RUTA Y DÓNDE DORMIR EN LA SERRA DE TRAMUNTANA.

Nosotros dedicamos parte de dos jornadas a visitar la Serra de Tramuntana.

PRIMERA JORNADA.

Después de visitar el Museo Rafa Nadal de Manacor y las Cuevas del Drach, emprendimos camino a Alcudia para acercarnos hasta la Talaia d’Albercutx y el Mirador de Sa Colomera. Desde éste último se disfruta de las mejores vistas del Cabo de Formentor.

Después fuimos a Pollensa, para conocer uno de los pueblos más bonitos que ver en la Serra de Tramuntana. Hicimos noche en este pueblecito.

HOTEL L’HOSTAL D’INTERIOR, POLLENSA. Situado en el centro de Pollensa, en un edificio histórico que hace ya muchas décadas se desempeñaba como hostal de descanso de las caballerías. Este hotel dispone de seis únicas habitaciones que, al menos en temporada baja, se ofrecen a muy buen precio.

SEGUNDA JORNADA.

La dedicamos a visitar varios de los pueblos imprescindibles de la Serra de Tramuntana, como Fornalutx, Sóller, Deia o Valldemosa. Almorzamos en Sóller. Antes del atardecer nos acercamos hasta otra de las atalayas de la Serra de Tramuntana: la Torre del Verger, desde donde se disfruta de otras maravillosas vistas de la costa noroeste de Mallorca.

QUÉ VER EN LA SERRA DE TRAMUNTANA

Un recorrido de un par de días por la Serra de Tramuntana nos permitirá conocer paisajes de enorme belleza, modulados por abruptos puertos de montaña y acantilados que caen a pico hasta perderse en la costa noroeste mallorquina.

Un paisaje donde desde hacer siglos viene desarrollándose la vida, con los lugareños transformando las laderas en bancales y terrazas que permiten el cultivo en una latitud donde el agua más bien escasea. En este sentido, los ejemplos de piedra en seco, tan habituales en el arco mediterráneo se repiten en casi todos los recodos de la cordillera (de por si este elemento está también incluida en la lista del Patrimonio Inmaterial de la Humanidad).

Estos son algunos de los lugares más bonitos que ver en la Serra de Tramuntana.

 

LAS MEJORES VISTAS Y LAS ATALAYAS DE LA SERRA DE TRAMUNTANA

Durante nuestro recorrido por la Serra de Tramuntana nos acercamos hasta alguno de los mejores miradores. Muchos de ellos están situados cerca del mar, en la parte superior de abruptos precipicios, justo en el lugar donde la cordillera de pierde en el fondo del mediterráneo.

Además, muchos de ellos se localizan en el mismo lugar donde hace siglos de alzaron algunas de las numerosas atalayas (talaies, en mallorquín) que encontramos a lo largo de toda la costa mallorquina. Encontramos atalayas no solo en la costa noroeste de la isla, la de la Serra de Tramuntana, si no, en realidad, el todo el perímetro costero de Mallorca.

Estas pequeñas joyas del patrimonio arquitectónico e histórico de Mallorca son antiguas torres de vigilancia y observación que formaban parte de la estructura defensiva de la isla en momentos en que el mayor peligro arribaba desde el mar.

La mayoría de estas talaies de Mallorca tenían (y tienen) planta circular y una altura de entre cinco y diez metros y se comportan, aún ahora, como excelentes miradores de la costa mallorquina y de la Serra de Tramuntana.

Una de las mejores vistas de la Serra de Tramunta la encontramos, precisamente, desde lo alto de la Talaia d’Albercutx, que fue construida en 1597, a solo cinco kilómetros del Mirador des Colomer.

Mejores vistas Serra de Tramuntana
Subimos a lo alto de la atalaya, primero por una escalera exterior y posteriormente por una escalera interior que permite acceder a la terraza. Las vistas del Cabo de Formentor, la punta noreste de Mallorca, resulta espectaculares. A la derecha queda la Playa de Formentor, situada al sur de la Península de Formentor, enclavada en una bahía de aguas transparentes.

IMG_5059

Antes de subir a la Talaia d’Albercutx nos hemos acercado también al Mirador de Colomer. Permite divisar las vistas del norte de esta Península de Formentor, realmente espléndidas, con el islote des Colomer que le da nombre, a lo lejos.

IMG_5050

El último día, antes de regresar a Palma de Mallorca, aún visitaremos un tercer mirador. Es la Torre del Verger, de planta circular. Se trata de otra atalaya alzada en 1579 y que queda situada en la costa noroeste de Mallorca. Justo antes del ocaso resulta un muy buen momento para disfrutar de este mirador que nos permite conocer, nuevamente, el lugar donde la Serra de Tramuntana se pierde en el Mar Mediterráneo.

Que ver en Serra de Tramuntana

LOS PUEBLOS MÁS BONITOS DE LA SERRA DE TRAMUNTANA

Como expliqué, la Serra de Tramuntana no es solamente un paisaje natural de primer orden si no un verdadero paisaje cultural jalonado de una miríada de pueblos con encanto.

POLLENSA

Pollensa fue el primero de los pueblos de la Serra de Tramuntana que conocimos. Lo visitamos regresando del mirador de Es Colomer y la Talaia d’Albercutx. De hecho, Pollensa es uno de los pueblecitos más encantadores y de los que disponen de mejores infraestructuras para hacer un alto en el camino, con buenos restaurantes y alojamientos.

IMG_20200222_181620

Uno de los lugares de imprescindibles en Pollensa es el conocido como Calvario. Subimos a lo alto de una suave colina desde la que se domina toda la población baja. Para ello debemos superar una larga escalinata de piedra, jalonada, a ambos lados, por bonitas viviendas edificadas en piedra, a buen seguro con años de historia a sus espaldas. Según leemos, hasta llegar a lo alto de la colina, donde nos espera un pequeño oratorio, hemos tenido que superar 365 escalones. Una vez llegado arriba tomamos el conocido como Carrer sense nom (Calle sin nombre), asfaltado, que nos permitirá regresar al pueblo a través de las distintas estaciones del calvario. Una enorme cruz indica cada una de ellas.

IMG_5075

Otro lugar que merece la pena visitar es Pollensa es el mal llamado Puente Romano. Es de piedra y debemos encontrar su origen durante la época medieval.

En la Plaça Major de Pollensa no hay que perderse la iglesia de Santa Maria dels Àngels, que dispone de un bellísimo interior barroco.

DEIÀ Y FORNALUTX.

Durante la segunda jornada visitaremos varios pueblos más de la Serra de Tramuntana. Deia y Fornalutx nos ocupan poco rato. Se trata de pequeñas poblaciones jalonadas de casonas de piedra encaramadas sobre suaves colinas que se recorren a través de encantadoras callejuelas. Para no pocos viajeros es precisamente Fortnalutx el pueblo más bonito de la Serra de Tramuntana, si no de Mallorca. Aquí no hay que buscar grandes monumentos o iglesias. Basta deleitarse con cada rincón, con cada portal, con estas ventanas decoradas con geranios, con este gato que deja pasar el tiempo durmiendo en un portal. La verdad es que aunque no estamos más de 40 minutos en cada uno de estos dos pueblos, disfrutamos cada momento como si fuera el último.

IMG_5205

IMG_5170

SÓLLER

Una visita más detallada merece Sóller, que es donde almorzaremos. Nosotros llegamos hasta aquí en coche, pero una muy buena manera de hacerlo es en el tren de vía estrecha que parte de Palma de Mallorca. Desde Sóller, incluso, se puede acceder en un tranvía centenario hasta el Puerto de Sollér, que dispone de UN agradable arenal enclavado en una casi idílica bahía. Nosotros nos acercamos en coche.

Al visitar Sóller no hay que dejar de visitar la iglesia de San Bartomeu. Su fachada modernista, obra de Joan Rubió, esconde un interior bastante más antiguo, pues esta iglesia parroquial tiene más de 500 años de historia.

IMG_5217

También merece la pena acercarse hasta la Estación de Sóller (si es que no llegáis a la población en el tren de Sóller), que dispone de sus propios talleres y cocheras. En la misma estación se han acondicionado sendas salas que muestran obras de Miró y Picasso. Particularmente grabados en el primer caso y cerámicas en el segundo.

Antes de acercarnos hasta el Puerto de Sóller almorzamos en la misma Plaza de la Constitución. Concretamente en Sa Granja. Tapas riquísima y bastante bien de precio. El postre lo reservamos para la histórica heladería de Sóller, Sa Fábrica de Gelats, de la Avenida Cristòfol Colom. Disponen de más de 40 sabores artesanales. Tanto el de limón como el de frambuesa, que son los que nos pedimos, están riquísimos.

IMG_20200224_152848

Antes de macharnos, aún nos acercamos hasta la tienda de Emburidos Aguiló – La Luna. Hemos leído que su sobrasada picante está riquísima. Os aseguro que se quedaron cortos.

IMG_5219
IMG_20200224_171954

VALLDEMOSA

El último pueblo de la Serra de Tramuntana que visitamos es Valldemosa. Quizá sea este el más famoso de todos porque fue aquí donde el compositor Frederic Chopin y la escritora George Sand vivieron un idilio a mediados del siglo XIX. Una historia que fue llevada al cine y que la propia escritora relató en el manuscrito Un invierno en Mallorca.

La Real Cartuja (la celda 4 alberga el Museo dedicado a Chopin), el Palacio del Rey Sancho, los Jardines del Rey Juan Carlos o el Mirador de Miranda del Lledoners son visitas indispensables en la parte alta de la población.

Sin embargo, a nosotros la que más nos gusta es la parte baja, que nos recuerda bastante a Fornalutx. Fue aquí donde se originó el que es uno de los pueblos más bonitos de la Serra de Tramuntana.

IMG_5167

Antes de regresar a Palma de Mallorca, tomaremos rumbo a la Torre des Verger, de la que ya os he hablado y que supone uno de los mejores miradores que ver en la Serra de Tramuntana.

Suscríbete al blog


Puedes darte de baja en cualquier momento haciendo clic en el enlace al pie de página de nuestros correos electrónicos. Para obtener información sobre nuestras prácticas de privacidad, visita nuestro sitio web.

Usamos Mailchimp como nuestra plataforma de newsletters. Al hacer clic a continuación para suscribirte, aceptas que tu información será transferida a Mailchimp para su procesamiento. Obtén más información sobre las prácticas de privacidad de Mailchimp aquí.

¿Qué te ha parecido el artículo?


0 de 5.0 (0)

Comentarios:

10 comentarios en “Qué ver en la Serra de Tramuntana, uno de los parajes más bonitos de Mallorca.


Kris
17 de abril de 2020

Bonita ruta por el interior de la isla. Yo estuve allí hace años, visite playas, casi todos los pueblos que mencionas y Formentor. Yo tengo en la mente aquella imagen desde un mirador en la carretera, pero desde luego la que muestras desde el Mirador de Colomer es impresionante. Sin duda una ruta por la Mallorca menos conocida y que también parece que merece la pena, un mundo más allá de las calas y el mar.

Maria (Emociones Viaejras)
17 de abril de 2020

Qué bonita la ruta que hicisteis, y sí que cundieron los dos días de visitas. Nosotros estuvimos en el verano del 2006, y recuerdo pasar por los pueblos de la Serra Tramuntana. Recuerdo que los paisajes eran increíbles. Fuimos en Verano, y nos encantaría volver con los peques ya que estoy viendo, que nos dejamos muchas cosas en el tintero. ¿Cuántos días recomiendas para recorrer la Isla?

Aitor
17 de abril de 2020

Mallorca nos sorprendió gratamente íbamos sin ningún plan concreto ni había ningún blog entonces, si hubiéramos esta guía hubiera sido más fácil. estuvimos alojados en casa de una amiga en Vallldemosa y nos encantó. Gracias alas indicaciones de nuestra amiga conocimos esta parte de la isla, por cierto todos los lugares que visitamos están esta completa guía

    Jordi Martinez Baylach
    18 de abril de 2020

    No hay nada como tener amigos repartidos por el mundo, Aitor. Seguro que pudísteis visitar la Serra de Tramuntana con sus consejos. Valldemosa es uno de los pueblos más bonitos. Pero a mi me gusta más Fornalutx.
    Un abrazo!

Los viajes de Héctor
17 de abril de 2020

Como ya sabrás de otros comentarios míos, sólo conocemos Palma de Mallorca, así que, después de apuntar ya las Coves del Drach y el Museo interactivo de Rafa Nadal, me anoto los pueblos de Tramuntana que describes porque sólo había oído hablar de Pollensa y Soller.

Igual si este año no podemos salir al extranjero y los extranjeros no pueden venir a España es buen año para las Islas Baleares, ¿no?

    Jordi Martinez Baylach
    18 de abril de 2020

    Así es, Héctor. Este año tocará quedarse por aquñi cerca. Hace toda la pinta. Si visitáis Mallorca, dedicar un par d jornadas a sus paisajes. Verdaderamente, hay mucho que ver en la Serra de Tramuntana. Seguro que os encanta!

DinkyViajeros
18 de abril de 2020

Mallorca es una isla que nos encanta, porque siempre consigue sorprendernos con alguna cala escondida o paisaje natural que nos deja con la boca abierta. 😍 Tanto es así, que hemos estado 3 veces en Mallorca y todavía no conocemos Fornalutx, Deia y Valldemosa. Y ello a pesar de que sí hemos visitado el Cabo de Formentor y Sóller en dos ocasiones… 😓

Quizá la próxima vez que vayamos a Mallorca reservemos un par de noches en algún pueblecito de la Serra de Tramuntana, para conocer más a fondo esta bonita zona interior.

Saludos.

    Jordi Martinez Baylach
    18 de abril de 2020

    Así es, la proxima ocasión tenéis que aprovechar para ver la Sierra de Tramunatana, un lugar verdaderamente encantador. Y fuera de temporada alta, muy tranquilo!
    Un saludo, chicos!

Maruxaina Bóveda
18 de abril de 2020

Hola Jordi,
Qué recorrido más bonito. Estuve en Mallorca de excursión de EGB, con visita a las cuevas incluida claro, así que fíjate si ya hace tiempo. Es una de las islas a las que tengo ganas de volver.
Me han encantado los pueblecitos y la fachada de la iglesia San Bartomeu de Soller, me parece muy francesa, es preciosa.
Un saludo.

    Jordi Martinez Baylach
    18 de abril de 2020

    La verdad es que casi todo el mundo relaciona Mallorca con el turismo de playa, pero en en la Sierra de Tramuntana donde encuentras su verdadera esencia, tanto en los pueblecitos como con sus paisajes. Si te animas a regresar, te encantará.
    Un beso Maruxaina.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La empresa trata tus datos para facilitar la publicación y gestión de comentarios. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, supresión y oposición, entre otros, según nuestra Política de privacidad.