patrimonio humanidadQue ver en Cuenca en 1 día. Este es el tiempo del que dispusimos para visitar Cuenca, aunque dispusimos de una segunda jornada para visitar algunos de los lugares de más interés que hay en los alrededores de la ciudad, como la Ciudad Encantada de Cuenca, y a profundizar con algunos de los rincones más interesantes de esta preciosa capital castellanomanchega.

La Ciudad Histórica de Cuenca forma parte de la lista del Patrimonio de la Humanidad desde 1996. Su extraordinaria localización de la villa, encaramada en lo alto de un promontorio abrazado por las hoces de los ríos Huécar y Júcar, tuvieron tanta importancia como el valor patrimonial del casco histórico en la designación de Cuenca como Patrimonio Mundial.

Que ver en Cuenca

CUENCA EN LA HISTORIA

Antes de hablaros acerca de los lugares que ver en Cuenca, odejadme que haga un breve repaso de su historia. Se sabe que distintas tribus colonizaron las provincia de Cuenca desde el Paleolítico Superior. Entre ellos, beribraces, arévacos y olcades. También los romanos pasaron y se asentaron por aquí, dejando vestigios de la importancia de Segóbriga. Sin embargo, lo que es hoy Cuenca capital habría permanecido más o menos deshabitada.

En realidad fue con la llegada del Islam cuando el promontorio abrazado por las hoces de los ríos Huécar y Júcar empieza a poblarse. Hablamos del siglo VIII. Fueron siglos donde las distintas taifas que habitaban la Península Ibérica se hicieron con el control de la ciudad.

Sería Alfonso VIII quien conquistó la ciudad para los cristianos a partir del 1177, aunque durante un tiempo más o menos largo convivieron sin mayor problema los distintos grupos religiosos: cristianos, musulmanes e, incluso, judíos.

El título de Ciudad ofrecido por Alfonso X así como los Fueros de Cuenca favorecieron la continua repoblación cristiana de la población, conformando una ciudad de relativa importancia a partir del siglo XV y principios del XVI. Casi la práctica totalidad de los monumentos que hay que ver en Cuenca pertenecen a aquella época de fervor constructivo que fue liquidada casi de un plumazo tras las epidemias de peste acontecidas en 1588. Sin embargo, poco queda de la época musulmana, quizá los restos del castillo cuya edificación fue iniciada antes de la llegada de los cristianos.

Hoy en día Cuenca es una población pequeña, de poco más de 50.000 habitantes. La mayoría de los lugareños viven en los barrios bajos y las zonas residenciales, de manera que la Ciudad Vieja está dedicada casi por entero al turismo.

¿Quieres hacer una VISITA GUIADA de la mano de un guía en ESPAÑOL?. Una muy buena manera de empezar a conocer Cuenca es realizando una visita guiada de la mano de un guía oficial de turismo. Nosotros hicimos una visita de 2 horas y media donde nos explicaron los lugares más importantes que hay que ver en Cuenca y luego ya continuamos la visita por nuestra cuenta. 100% recomendable.

Que ver en Cuenca

DONDE DORMIR EN CUENCA

HOTEL SIEM REAPHOSPEDERÍA DEL SEMINARIO CONCILIAR DE SAN JULIÁN. Si os queréis dar un pequeño capricho en un lugar sobrado de solera este es vuestro alojamiento. Se trata de un lugar centenario, en una antiguo seminario con muchísimo encanto y en el centro de la Ciudad Vieja. El desayuno es excelente. No es raro que tenga una nota cercana a 9 en booking. Resulta un lugar excelente desde donde visitar los lugares más bonitos que hay que ver en Cuenca. Podéis ver los precios o reservar en este enlace

QUE VER EN CUENCA EN 1 DIA

DEL PUENTE DE SAN PABLO A LA PLAZA MAYOR

No hay mejor manera de entrar a la Ciudad Histórica de Cuenca que hacerlo por el Puente de San Pablo. Además, por la mañana tendremos las Casas Colgadas que se asoman a las hoces del río Huécar alumbradas por el sol matutino, lo que realza su belleza, así como los majestuosos rascacielos del Barrio de San Martín que también se asoman al abismo igualmente iluminados por el sol de las primeras horas del día.

Se trata de un puente bastante moderno, como podemos observar por su estructura de hierro. Nada queda del puente de piedra del siglo XVI que se derrumbó a principios de sigo XX. El diseño del puente actual es obra del valenciano José María Fuster, que se considera un discípulo de Gustave Eiffel, conocido por su famosa torre parisina.

Desde este Puente de San Pablo las vistas del acantilado son realmente de excepción, con la hoz del Huécar que se pierde río arriba. De hecho, en la margen izquierda del torrente y antes de cruzar el puente, merece la pena echar un vistazo al antiguo Convento de los Dominicos, convertido hoy en Parador de Turismo. Un lugar histórico donde no nos hubiera importado alojarnos, desde luego.

IMG_6543
IMG_6552

Tras cruzar el puente nos encontramos de bruces con el emblema de la ciudad y uno de los grandes atractivos que hay que ver en Cuenca. Me refiero a las archifamosas Casas Colgadas. En realidad, como tales se consideran únicamente las dos o tres más cercanas al puente. Son las que disponen de balcones construidos en voladizo sobre la hoz del Huécar. Se sabe ya de su existencia desde el siglo XV, aunque han sido remodeladas en numerosas ocasiones, la última de ellas durante el siglo XX. Merece la pena entrar a la que es la sede de la Fundación March o Museo de Arte Abstracto, que es en realidad la única de las Casas Colgadas de Cuenca que se puede visitar. Se trata de uno de los mejores museos de arte abstracto de España y contiene obras de Saura, Tapies o Chillida entre otros. Además de ser gratuito, tendremos la oportunidad de visualizar los famosos balcones de la Casas Colgadas desde cerca, aunque por desgracia no se puede acceder a ello.

IMG_6603

LA PLAZA MAYOR Y LA CATEDRAL DE CUENCA

Seguimos nuestro camino y enseguida llegamos a la Plaza Mayor, la más bella que hay que ver en Cuenca, verdadero centro de la ciudad histórica y donde se ubica uno de los edificios de mayor relieve, si no el que más: la Catedral.

La Catedral de Santa María y San Julián es un templo gótico verdaderamente sorprendente, cuya construcción se inició a finales del siglo XII. La fachada occidental que actualmente preside la plaza es la tercera que se construyó y fue alzada a principios del XX, en estilo neogótico. Recuerda a la catedrales normandas de Francia, aunque resulta evidente que los fondos no alcanzaron para completar las torres. Es este sentido, se trata de una fachada inacabada.

Hay que pagar entrada para acceder al interior, pero os aseguro que merece la pena. Con la ayuda de una audioguía recorremos un sinfín de capillas a cual más bella y espectacular. La Catedral de Cuenca, además, tiene una particularidad que la convierte en casi única en España: dispone de doble girola, algo que la emparienta con la Catedral de Toledo, cuya idea se tomó prestada. No os perdáis la sala capitular de la Catedral, con una riquísima portalada renacentista y un artesonado francamente de impresión.

Merece verdaderamente realizar una visita guiada a la Catedral de Cuenca. En este tour (muy barato), el precio de la entrada a la Catedral está incluido. Debéis contratarlo con anticipación aquí.

En la misma Plaza Mayor de Cuenca se localiza el Ayuntamiento de la ciudad, un edificio barroco que queda en estos momentos escondido tras una lona, por estar siendo remodelado. También nos llama la atención el enorme colorido con que se han pintado muchos de los edificios de la plaza. Es algo que posteriormente veremos también en otras calles de la ciudad, particularmente en la Alfonso VIII. En esta Plaza Mayor aprovecharemos para almorzar, aunque todavía es pronto. La oferta es variada y los menús bastante económicos.

Que ver en Cuenca
IMG_6634
IMG_6738
IMG_6743
IMG_6748

CAMINO AL CASTILLO DE CUENCA

Tomamos ahora camino a lo que queda del antiguo Castillo de Cuenca, por la Ronda Julián Romero. Varios miradores nos ofrecen excelentes vistas a la hoz del Huécar, con el Parador de Cuenca al otro lado del río, justo enfrente. Pasamos también por un recoleto pasadizo donde se ubica la imagen del Cristo del Pasadizo. El antiguo Convento de las Carmelitas es la sede de la Fundación Antonio López, donde se ubica un museo de arte contemporáneo que no visitamos. Y un pelín más arriba, el antiguo edificio que fue sede de la Santa Inquisición y que en la actualidad lo es de Archivo Histórico Provincial.

En esta zona es donde se ubicaba el antiguo Castillo de Cuenca. Una localización francamente inaccesible pues disponía de dos tremendos acantilados en sus vertientes norte y sur que daban directamente a las hoces del Júcar y del Huécar. Sí que queda un gran muro que se abre al Arco de Bezudo que habría sido una de las entradas a la fortaleza. Antes de ser conquistado por Alfonso VIII, fue fortaleza árabe.

Salimos por esta puerta para llegar, en pocos minutos, hasta uno de los miradores que hay que ver en Cuenca de forma casi imperativa. Recibe el nombre de Mirador del Barrio del Castillo y se sitúa en una zona donde el acantilado dispone de una suerte de saliente. Las vistas de la Hoz del Huécar son maravillosamente fascinantes.

Regresamos por donde hemos venido. Sin embargo, esta vez regresamos a la Plaza Mayor por la Calle del Trabuco que se sigue de la de San Pedro. Antes de bajar, nos asomamos al mirador que queda justo por debajo del Arco del Trabuco y que nos lleva a otro maravilloso balcón, esta vez sobre las Hoces del Júcar, al norte de la Ciudad Vieja. Es realmente fascinante como los cañones de los ríos Júcar y Huécar han diseñado de forma natural, con el paso de los milenios y antes de terminar por abrazarse ambos ríos, esta maravilla natural que supone el lugar donde se ubica el centro histórico de Cuenca. En realidad este escenario contribuyó en que la ciudad fuera incluida dentro del Patrimonio de la Humanidad.

Esta calle San Pedro, que nos llevará de nuevo hasta la Plaza Mayor, era una de las más importantes de la ciudad medieval como así lo atestiguan las portaladas de varias de las mansiones, varias de ellas convertidas en hoteles.

IMG_6573
Que ver en Cuenca
IMG_6587
IMG_6607
IMG_6609
IMG_6589

CAMINO A LA TORRE MANGANA

Tras llegar a la Plaza Mayor pasamos bajo los arcos del ayuntamiento para subir la cuesta de la Calle del Fuero hasta llegar a la Plaza de la Merced, que es otra de las más monumentales del centro histórico. Recibe este nombre porque en el antiguo convento de las Esclavas del Santísimo Sacramento había existido un convento de Mercedarios Calzados. Actualmente encontramos la sede del Museo de las Ciencias de Castilla-La Mancha que no podemos visitar por falta de tiempo, evidenciado que una segunda jornada en Cuenca habría resultado ideal para profundizar en la ciudad.

Otro de los edificios más significativos de esta plaza de la Merced es el seminario de San Julián, fundado en el XVIII por el obispo José Flores Osorio. Se construyó sobre lo que era el Palacio del Marqués de Siruela y Valverde, una edificación del siglo XVI que sigue siendo maravillosa y que en parte ha sido transformada en un hotel con encanto.

Seguimos por la Calle Santa María para encontranos casi de bruces con otro de los monumentos que hay que ver en Cuenca: la Torre Mangana. Se trata de una esbelta edificación que más bien parece típica de la Toscana italiana, asemejándonse a algunas de las torres que podemos visitar en Siena o San Gigmignano. La edificación, originalmente del siglo XVI ha sido rehabilitada en distintas ocasiones, la última en el siglo XX, recibiendo formas neomudéjares, lo que termino por suprimir el antiguo chapitel que la coronaba.

IMG_6617
IMG_6618
IMG_6624

hotel NOVEDAD. Desde hace un tiempo es posible CONTRATAR EXCURSIONES EN Y DESDE CUENCA con guía en español.

Estas son las opciones más interesantes y económicas:

LOS RASCACIELOS DE BARRIO DE SAN MARTÍN Y LA CALLE ALFONSO VIII

Regresamos por donde hemos venido, pero antes de llegar a la Plaza Mayor tomamos un camino de bajada que nos llevará hasta el mirador de Ronda, donde podremos disfrutar de otra de las mejores vistas que podemos ver en Cuenca. En este caso, la de los Rascacielos del Bario de San Martín. No son más que la parte trasera de las viviendas que dan a la Calle Alfonso VIII. La particularidad es que si bien en la fachada principal estos edificios disponen de 3 o 4 plantas, por su parte trasera que da directamente al acantilado del Huécar llegan a tener hasta 11 niveles. Una barbaridad si tenemos en cuenta que se trata de edificaciones con varios siglos a sus espaldas. Ello es debido a que no solo se edificó hacia arriba desde el nivel del suelo que supone la calle Alfonso VIII si no que también se construyó hacia abajo. La vista es ciertamente maravillosa.

Vamos terminando esta visita de un día por los lugares más interesantes que hay que ver en Cuenca de manera que debemos dejar el centro histórico. Sin embargo, en lugar de bajar por el Puente de San Pablo que ha sido nuestro lugar de acceso, bajaremos la cuesta de la Calle Alfonso VIII, maravillosa con sus mansiones regias de bellas portadas en muchos casos y pintadas de colores de lo más chillones, en lo que resulta un conjunto monumental que parece más propio de las ciudades coloniales americanas.

Resulta un perfecto final para esta ruta de un día por los lugares más interesantes que hay que ver en Cuenca en 1 día y que nos ha llevado a conocer las más bellas callejuelas y plazas y los monumentos más significativas de esta población castellanomanchega que forma parte del Patrimonio de la Humanidad.

IMG_6561
IMG_6638

SI QUIERES VER OTRAS ENTRADAS SOBRE ESPAÑA CLICA AQUÍ
Si te ha gustado la entrada, COMPÁRTELA!!!

Suscríbete al blog


Puedes darte de baja en cualquier momento haciendo clic en el enlace al pie de página de nuestros correos electrónicos. Para obtener información sobre nuestras prácticas de privacidad, visita nuestro sitio web.

Usamos Mailchimp como nuestra plataforma de newsletters. Al hacer clic a continuación para suscribirte, aceptas que tu información será transferida a Mailchimp para su procesamiento. Obtén más información sobre las prácticas de privacidad de Mailchimp aquí.

¿Qué te ha parecido el artículo?


4.5 de 5.0 (2)

Comentarios:

11 comentarios en “Que ver en Cuenca 1 día. Visita a la Ciudad Histórica, Patrimonio de la Humanidad.


15 de febrero de 2018

Nadie habla de Cuenca hasta que lo visitan… justo en ese momento nadie deja de hablar de Cuenca… jaja.

    15 de febrero de 2018

    Totalmente de acuerdo, Cuenca se queda en el ❤️

    Así es Sergio. Llevábamos años queríendola visitar pero desde Barcelona nos cae muy a desmano. Y la espera ha merecido la pena. Me ha parecido fascinante.

16 de febrero de 2018

Excelente post! Lo voy a tener en cuenta para el próximo viaje. Me encanta descubrir ciudades nuevas con historia

    Pues de esto va sobrada Cuenca. Y también de paisajes de verdadero ensueño.

16 de febrero de 2018

¡Me encanta!Es un lugar que tengo pendiente desde hace mucho y nunca se da…a ver si este año 🙂

    Yo he esperado 40 años y debí hacerlo antes!

16 de febrero de 2018

bellisimo lugar,riquisima comida y hermosa su catedral

    Así es . En un emplazamiento privilegiado, Mabel.

17 de octubre de 2019

Pues yo la voy a visitar el miércoles próximo 24/ 10 / 2019 y tenemos reservado habitación en el parador por lo que veo en las fotos es preciosa alguna recomendación de donde comer bien y prometo que cuando vuelva del viaje dejare comentario de mi experiencia por esta ciudad que también habláis gracias de ante mano.

    23 de octubre de 2019

    Hola, José Carlos. La verdad es que ahora no recuerdo donde comimos, porque ya hace un par de años. No te faltarán lugares, porque la verdad es que hay muchos. Yo me suelo fiar bastante del Tripadvisor.
    Espero que lo disfrutes!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La empresa trata tus datos para facilitar la publicación y gestión de comentarios. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, supresión y oposición, entre otros, según nuestra Política de privacidad.