Tetovo, a medio camino entre Skopje y Ohrid, la ciudad más bonita de Macedonia, supone una de las paradas más interesantes en este país balcánico. Hemos alquilado un coche en Skopje, que ya ayer nos llevó a conocer Kosovo (no os perdáis el post sobre el último de los estados europeos) y que hoy nos llevará por una ruta que además de Tetovo, nos permitirá conocer el monasterio ortodoxo de San Joban Bigorski o el de Rajcika, que aún cuentan con comunidades monásticas residentes, antes de llegar a Ohrid, la bonita ciudad, Patrimonio de la Humanidad, que se encuentra en la ribera del río homónimo. Cuando alguien se platea que ver en Macedonia, no debería dejar de lado Tetovo, la pequeña patria de la filosofía sufí de los Bektashi.

En Tetovo tenemos básicamente dos cosas que ver: la mezquita pintada y el Arabati Baba Tekke, uno de los monasterios más importantes de la religión o filosofía sufí. Llegamos a esta ciudad en poco más de tres cuartos de hora, pues sólo 40 kilómetros la separan de Skopje, la capital de Macedonia.

Hay que decir que en Tetovo hay una importante comunidad de etnia albanesa, de modo que durante las guerras fratricidas de los 90 fue de las pocas ciudades macedonias que tuvieron cierta relevancia en el conflicto. Una de las ambiciones de Albania o al menos, de parte de su población, era la restitución de una Gran Albania que contara con todos los territorios donde hubiera habitantes de esta etnia, por lo que además del actual estado albanés, debería dar cabida a Kosovo y a parte de Macedonia. Es por eso que hubo en Tetovo y sus alrededores varios enfrentamientos entre fuerzas macedonias y grupos de guerrilleros albaneses. Estos enfrentamientos se produjeron sobre todo en 2001, ya en las postrimerías del conflicto balcánico, hasta que el ejército macedonio terminó expulsando los guerrilleros albaneses que habían ocupado Tetovo y la zona montañosa que la rodea.

MEZQUITA PINTADA DE TETOVO.

No traemos mapa de Tetovo de modo que cuando llegamos a esta ciudad no nos queda otra que preguntar. Y no sin cierta dificultad, al final encontramos la Mezquita Pintada, que se encuentra casi en la orilla del río Pena. Es una de las mezquitas más importante que ver en Macedonia por lo que estamos expectantes.

Mezquita pintada de Tetovo
Es ésta una construcción muy curiosa, pues si bien la mezquita no destaca por unas dimensiones extraordinarias sí que lo hace por su exquisita decoración tanto con respecto al exterior como al interior, lo que le da el apodo de Mezquita Pintada. La mezquita es una muestra más del dominio que de la zona tuvo el imperio turco, que fue quien exportó el Corán por los Balcanes. Es por ello, que ya sea en Macedonia, Albania, Kosovo, Serbia, Bosnia o Bulgaria no es de extrañar que vayamos encontrándonos con mezquitas, aunque la población musulmana sea más o menos grande, dependiendo del país.

Pero no siempre estuvo pintada esta mezquita, pues desde su construcción en 1459 hasta mediados de siglo XIX no hubo ningún tipo de decoración, más allá de la escasa decoración que acompaña buena parte de las mezquitas balcánicas. Fue a partir de 1833 que se emprendió la restauración del edificio, o mejor dicho, la decoración del mismo mediante pigmentos naturales que fueron mezclados con yema de huevo para que la decoración quedara bien adherida tanto a la fachada como a su interior. Fue una obra financiada por Abdurrahman Pasha, que era un auténtico entusiasta del arte y que no dudó en contratar artesanos cristianos, más acostumbrados en el arte de la decoración al fresco (como vemos a lo largo de todo el viaje en los varios monasterios ortodoxos) para acometer la decoración de la mezquita.

Tetovo

Tanto la decoración exterior como la interior se basa, sobre todo, en los motivos geométricos, pues conocido es que el Islam no suele permitir el dibujo figurativo en sus templos. Verdes, ocres y azules dominan la fachada. Pero cuando superamos el nártex que se sostiene sobre diez columnas blancas y entramos en el interior de la mezquita son los tonos amarillentos y rojizos los que dominan la preciosa sala de oración. Pero la decoración aquí no se basa sólo en motivos geométricos sino que en la cúpula, por ejemplo, hay pintadas una serie de pinturas de edificios y ciudades, lo que se repite a lo alto de las paredes, y que da la vuelta a la práctica totalidad del templo. También llama enormemente la atención los tres balcones, que disfrutan de una exquisita decoración y que dan a un primer piso que queda por encima del nártex. El mimbar, el púlpito donde se sitúa el imán durante la oración, y el mihrab, la hornacina que nos indica la dirección hacia la Meca, son igualmente preciosos, y de mármol blanco.

Cuando visitamos la mezquita pintada de Tetovo sólo un fiel está leyendo o estudiando algún libro en silencio, por lo que podemos disfrutar del templo en total tranquilidad. Probablemente sea ésta, una de las más bonitas mezquitas de los Balcanes.

Sólo hay que atravesar el puente sobre el río Pena y en la otra orilla del río encontramos los antiguos baños Hamman Abdurrahman, nueva muestra de la época de esplendor otomano en los Balcanes. Actualmente el edificio se ha reconvertido en galería de arte y ya no hace función de baños públicos.

Tetovo. Mezquita pintada
Mezquita de Tetovo
Mezquita pintada de Tetovo
Interior Mezquita pintada de Tetovo
Mezquita pintada de Tetovo
Mezquita pintada de Tetovo
IMG_4533

ARABATI BABA TEKKE. EL MONASTERIO BEKTASHI DE TETOVO.

El próximo destino en Tetovo nos lleva hasta la sede que el orden de los Bektashi tiene en Tetovo. No hay que coger el coche, porque aunque el monasterio se encuentra en las afueras de la ciudad, no hay ni veinte minutos andando. Y eso que en medio hacemos una breve parada en el mercado al aire libre que encontramos a medio camino y donde ya nos damos cuenta de que étnicamente, Tetovo es mucho más diversa que Skopje, y que aquí, hay una buena parte de los habitantes que llevan el típico sombrero musulmán albanés.

Arabati Baba Tekke

Pero, ¿Quiénes son Bektashi y de donde son originarios? La Bektashi es una orden mística englobada dentro de la filosofía sufí que es originaria de Turquía. Son seguidores del maestro Haci Bektashi Veli, que vivió en el siglo XIII. Pese a que los Bektashi fueron los responsables de islamizar gran parte de la Anatolia turca y los Balcanes, poco a poco se fueron alejando de la ortodoxia islámica, de la que sólo conservan una pequeña parte. Durante la revolución laica en Turquía, llevada a cabo por Ataturk, los Bektashi, así como otras órdenes religiosas sufíes fueron expulsadas del país y sus monasterios (los Tekkes) cerrados. Los Bektashi se establecieron en Albania, donde forman una comunidad relativamente importante y donde tienen su dirección. Se considera que un 20% de los albaneses musulmanes profesan la filosofía sufí de los Bektashi.

En Tetovo, no son pocas veces las que los Bektashi han sido atacados por los fundamentalistas islámicos, las tumbas de sus maestros profanadas e, incluso, el Arabati Bababa Tekke, el monasterio bektashi de Tetovo, ocupado por los religiosos islámicos para instaurar sus cinco llamadas diarias a la oración, que consideran a los Bektashi, auténticos herejes del Islam. Los Bektashi, que se consideran musulmanes no sunitas, no reconocen la autoridad islámica de Macedonia, que a la vez, no acepta su autonomía. Este hecho contrasta con Albania, pues desde 1920, la comunidad Bektashi organiza de forma autónoma con la comunidad suní albanesa y ésta, lo tolera.

Arabati Baba Tekke
Arabati Bababa Tekke de Tetovo

Los Bektashi no sólo están enfrentados con la comunidad suní de Macedonia, de la que no reconocen su autoridad, sino también con el propio gobierno macedonio, que sí reconoce de forma legal varias órdenes sufíes establecidas en el país, como los derviches (también originarios de Turquía) pero no lo hace con los Bektashi.

El Monasterio Bektashi de Tetovo, el Arabati Baba Tekke, fue construido en el siglo XVIII en torno a la tumba del maestro sufí Sersem Ali Baba, que había vivido un par de siglos antes en esta zona. El monasterio se construyó gracias a la donación de tierras que Rexhep Pasha hizo a la comunidad sufí.

El Arabati Beba Tekke está construido pues en un amplio terreno donde se disponen varios edificios que están construidos en estilo tradicional turco, un estilo éste, que ya hemos encontrado en varias poblaciones búlgaras o serbias. Entre los diversos edificios, están las dependencias monásticas de los pocos monjes que todavía sobreviven en este lugar o la Kubeli Meydan, la sala de oraciones. También encontramos una türbe, la típica sala que hace de mausoleo de los antiguos maestros sufíes, que está francamente, en un estado de conservación bastante deplorable.

Bektashi Macedonia
El monasterio sufrió mucho en la segunda parte del siglo XX, cuando a partir de 1945 fue confiscado por fuerzas comunistas. Incluso en la década de los 60, la construcción fue convertida en un hotel, restaurante y discoteca. No fue hasta 1994 cuando los Bektashi recuperaron parte del control del monasterio. Sin embargo, como explicaba, en 2002 fueron los fundamentalistas islámicos los que reclamaron la propiedad del tekke, a pesar de que durante su historia, el monasterio nunca había funcionado como mezquita. Los islamistas se hicieron con el control de la histórica sala de oraciones Bektashi, el Kubeli Meydan, donde construyeron un minrab, y a falta de minarete, colocaron unos altavoces para hacer la llamada a la oración. Lamentable todo. Y además, un absurdo, dado que hay más de veinticinco mezquitas en la ciudad de Tetovo y sus alrededores. Los Bektashi fueron igualmente perseguidos en Albania, donde tenían (y de hecho, tienen) su sede principal, pues con la llegada al poder del dictador Enver Hoxha, no se toleró su fe y los tekkes fueron igualmente cerrados. No fue hasta la caída del régimen, en 1992, cuando los monasterios pudieron reabrir.

Los Bektashi son gente humilde, que profesa la libertad religiosa, nada extremista. Pese a que contemplan varios de los ritos que el Corán explica, la filosofía sufí aleja de la ortodoxia religiosa en temas tan básicos como que no obliga a las mujeres a cubrirse la cabeza o los hombres a dejarse barba. Los Bektashi están opuestos a la lucha interreligiosa, pues hacen bandera de la tolerancia.

Damos una vuelta por las diversas dependencias de la tekke, algunas de las cuales, como hemos dicho, siguen ocupadas por los radicales suníes y cuando ya pensamos que no encontraríamos ningún maestro Bektashi, llamamos a una puerta y un anciano de larga blanca y con extrema hospitalidad, nos invita a entrar en lo que son sus dependencias. Cabe decir que el Baba no habla nada de inglés, pero si algo de albanés e italiano, por lo que entre una cosa y la otra, intenta expresarse, durante la más de media hora que estamos con él. El Baba, que es el nombre que reciben los maestros sufíes, nos cuenta sobre las diversas ramas del Islam y nos deja claro que su rama, la del Islam místico, no tiene nada que ver con la radicalidad de otras ramas y que los Bektashi hacen de la tolerancia, la pobreza y la humildad, su bandera. La meditación sufí también tiene importancia en esta filosofía. Orgulloso nos muestra fotografías con diversas autoridades, entre ellas, con el que hace función de pontífice bektashi en Albania y nos invita a escribir en su libro de invitados, a la vez que saca una caja con caramelos para Marc, que mira sorprendido la larga barba del Baba .

Contentos por haber podido conocer un poco sobre la historia de los Bektashi y uno de los monasterios más grandes que la orden tiene en los Balcanes, el Arabati Baba Tekke, volvemos al coche para seguir con el recorrido que nos llevará hasta Ohrid, la ciudad más bonita de Macedonia (y de la que os recomiendo os leáis su post), y probablemente el hito más importante que ver en Macedonia.

Arabati Baba Tekke
Filosofia sufí
Filosofía sufí

Suscríbete al blog


Puedes darte de baja en cualquier momento haciendo clic en el enlace al pie de página de nuestros correos electrónicos. Para obtener información sobre nuestras prácticas de privacidad, visita nuestro sitio web.

Usamos Mailchimp como nuestra plataforma de newsletters. Al hacer clic a continuación para suscribirte, aceptas que tu información será transferida a Mailchimp para su procesamiento. Obtén más información sobre las prácticas de privacidad de Mailchimp aquí.

¿Qué te ha parecido el artículo?


0 de 5.0 (0)

Comentarios:

21 comentarios en “TETOVO, Macedonia. Mezquita Pintada y Arabati Baba Tekke.


Mauxi Leal
27 de diciembre de 2014

Un post muy interesante: por la mezquita pintada, por la ciudad y el país en el que está, por la religión Bektashi y su filosofía, y por los datos históricos que aportas. Gracias por compartir tu experiencia. Y feliz 2015!

    Jordi
    27 de diciembre de 2014

    Muchas gracias Mauxi! Me alegra de que te haya gustado. Feliz 2015 también para ti y muchos viajes!

Cristina
29 de diciembre de 2014

Como siempre, Jordi, todo un descubrimiento tanto de sitios desconocidos, como de creencias de carácter minoritario.

Gracias una vez más. Y Feliz 2015.

Cristina.

    Jordi
    29 de diciembre de 2014

    Muchas gracias por tus palabras Cristina! Esto es lo que intentamos: ir un pelín más allá!

Merche
13 de septiembre de 2016

Gracias Jordi. Me voy a conocer Macedonia en noviembre y gracias a tí no me iré sin ver Tetovo.

    Jordi
    15 de septiembre de 2016

    Pues te va a encantar Macedonia, Merche! Tetovo vale la pena, ni que sea parar para ver la Mezquita Pintada.
    Un abrazo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La empresa trata tus datos para facilitar la publicación y gestión de comentarios. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, supresión y oposición, entre otros, según nuestra Política de privacidad.