Visitar el Atomium de Bruselas, el símbolo de la capital de Bélgica.

Visitar el de supone conocer uno de los grandes símbolos de la capital belga. Recuerdo perfectamente que este monumento ilustraba mi libro de sociales de sexto de EGB, de manera que cuando visitamos Bruselas, éste fue uno de los lugares que no quisimos perdernos.

Este verano hemos regresado a Bruselas y, de nuevo, nos hemos vuelto a acercar hasta este barrio periférico de la capital para visitar el Atomium. Pero, ¿Qué es y porqué se construyó el Atomium de Bruselas?

Visitar el Atomium de Bruselas

Visitar el Atomium

EL ATOMIUM DE BRUSELAS, DE LA EXPOSICIÓN UNIVERSAL A SÍMBOLO DE LA CIUDAD.

El Atomium de Bruselas fue edificado para la Exposición Universal que tuvo lugar en la ciudad en el año 1958. Para ello, se confió en el ingeniero belga André Waterkeyn, a fin de que diseñara un edificio innovador. Su propuesta fue la de construir un gran átomo de hierro, de más de 100 metros de altura y a una escala 165.000 millones de veces la de un átomo original.

Curiosamente, el Atomium de Bruselas comparte con la Torre Eiffel de París varias curiosidades: ambos fueron edificados como monumento estrella de una Exposición Universal, los dos sufrieron importantes críticas ngativas desde antes incluso de que se construyeran. Y, finalmente, en ambos casos se trataba de un edificio temporal que debía ser desmontado tras la celebración del certamen. Como en el caso de la Torre Eiffel, el Atomium de Bruselas fue indultado tras la celebración de la Exposición Universal y se convirtió, rápidamente, en uno de los símbolos de la ciudad.

Sin embargo, el Atomium de Bruselas envejeció con el tiempo, de manera que a partir de 2006 se sumió en una profunda restauración. Durante los trabajos, el aluminio original fue sustituido por acero inoxidable, por ejemplo. Desde entonces, las 9 esferas de esta estructura gigante lucen más que nunca.

Visitar el Atomium de Bruselas

En la actualidad, visitar el Atomium de Bruselas se ha convertido en casi una obligación durante un viaje a esta ciudad.

CÓMO ES LA VISITA AL ATOMIUM DE BRUSELAS.

Primero de todo, tenéis que sabe que visitar el Atomium de Bruselas supone tener que realizar largas colas en verano, si es que no habéis comprado la entrada por anticipado. Es por ello que os recomendamos que compréis la entrada por anticipado aquí, al mismo precio que en taquilla.

Spirou os dará la bienvenida al entrar al Atomium. Se trata de una de las figuras más conocidos del mundo del cómic belga, aunque en España no fue tan famoso como sus compatriotas Tintín o los Pitufos. Spirou es, en la actualidad ,algo así como el embajador de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, de manera que en la planta baja veréis que hay una pequeña exposición dedicada a éste asunto.

IMG_0469

Lo primero que vais a realizar al visitar el Atomium de Bruselas es ascender al mirador que se sitúa en la más alta de las esferas de la estructura. Para ello, un ascensor os subirá en poco más de veinte segundos hasta los 100 metros de altura, que es donde se localiza la esfera más alta.

Ascensor del Atomium

Es aquí donde encontraréis la maravillosa vista panorámica de abarca toda la ciudad de Bruselas. No os será difícil distinguir varios de los lugares que hay que ver en Bruselas y que seguro habréis tenido la oportunidad de visitar.

Desde aquí también se disfruta de una gran vista cenital de la Mini , otro lugar que no os podéis perder en Bruselas y que queda a dos minutos del Atomium. Un poco más allá se sitúa el Estadio Rey Balduino, el más importante del país y que tiene una capacidad para unos 50.000 espectadores. En esta misma esfera superior encontramos distintas fotos que hacen referencia a la Exposición Universal de 1958. Podremos comprobar el enorme ambientazo que se vivió durante el certamen.

IMG_0465
IMG_0464

El Atomium de Bruselas está formado por nueve esferas. Tres de ellas son técnicas, una está reservada a programas educativos para las escuelas, la quinta habla acerca de la historia del edificio, una sexta está dedicada a las exposiciones temporales, la séptima se puede alquilar para eventos privados y una octava (la superior) es la que permite disfrutar de la mejor vista panorámica de Bruselas. Por último, en la novena esfera se sitúa el hall de entrada.

Después de disfrutar de la vista panorámica de la capital, se visitan otras esferas del Atomium de Bruselas. Para llegar hasta ellas, se utilizan unas escaleras mecánica. Algunas de las esferas están dispuestas a modo de sala de exposiciones, que versan sobre la edificación de la estructura. Sin embargo, una de las esferas más impactantes en la que está dedicada a mostrar una performance visual de lo más curiosa, diseñada por Visual System y que recuerda, en cierta manera, a las películas del espacio. A nadie dejará indiferente.

Visitar el Atomium
Horarios Visitar el Atomium

Por último comentar dos aspectos curiosos. El primero, es que una de las esferas esta adaptada para que niños de primaria pasen allí una noche. La verdad es que la lista de espera es superior a dos años, pero la experiencia debe ser memorable para ellos. La segunda es que otra de las esferas está dedicada a todo tipo de eventos, de manera que se puede alquilar para la ocasión: desde una boda a una graduación o cualquier acontecimiento que un particular o una empresa quiera celebrar en el Atomium.

El recorrido por la estructura dura entre 45 minutos y una hora. La verdad es que visitar el Atomium de Bruselas es algo que nos mereció la pena y una de las cosas que no os debéis perder en la capital belga.

CÓMO VISITAR EL ATOMIUM DE BRUSELAS. ASPECTOS PRÁCTICOS.

El Atomium de Bruselas se localiza en las afueras de la ciudad, en un enorme parque donde se celebró la Exposición Universal de 1958. Lo mejor es llegar hasta aquí en metro (linea 6, parada Heysel). Os aconsejamos comprar las entradas con anticipación en esta web (mismo precio que en taquilla).

IMG_0453

El horario para visitar el Atomium es cada día de 10.00 a 18.00. El 24 y 31 de diciembre, hasta las 16.00 horas. El precio de la entrada al Atomium es (2019) de 15€ para los adultos y 8€ para los niños de hasta 17 años. Los mayores de 65 años pagan 13 €.

CLICA AQUÍ PARA LEER TODOS LOS POSTS SOBRE BÉLGICA

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *