MUDÉJAR ARAGONÉS. 13 de las mejores obras del mudéjar de Aragón.

El Arte mudéjar aragonés forma parte del desde 1986. Se trata de un estilo artístico englobado dentro del más amplio mudéjar, que posee algunos hechos diferenciales en relación al arte mudéjar originado en otros lugares de la Península Ibérica como Castilla o Portugal.

En Arte mudéjar  fue desarrollado en los territorios ya reconquistados a los musulmanes, entre los siglos XII y XVI. Las ideas cristianas se unieron al refinamiento árabe en una serie de obras arquitectónicas  que, en líneas generales, fueron desarrolladas por los mismos musulmanes que permanecieron en la Península tras la Reconquista. No es de extrañar, por tanto, que todo el arte mudéjar nos recuerde, en gran medida, al arte islámico del norte de África. Se trata, en cualquier caso, de un estilo simbiótico entre el arte musulmán y los estilos que progresivamente se expandirían en occidente. Es decir, románico, gótico y renacentista.

El arte mudéjar aragonés engloba más de 100 monumentos de los que una decena fueron incluidos en la lista del Patrimonio de la Humanidad en 1986. En el último año hemos tenido la posibilidad de visitar hasta 8 de estos lugares, además de algunos otros que no forman parte de la lista del Patrimonio Mundial. Todos ellos son lugares de una belleza indiscutible. Se trata de un arte que mezcla lo sencillo con lo ornamental y que tiene en el ladrillo, la cerámica, el yeso y la madera sus cuatro materiales principales de construcción. De esta manera, aunque las torres son los elementos monumentales más reconocibles del mudéjar aragonés, no hay que olvidar que el origen del mismo lo debemos situar en la arquitectura palaciega. Es allí donde encontraremos elementos ornamentales que utilizan el yeso o la madera como materiales principales. Las techumbres y artesonados del Palacio de la Alfajería de Zaragoza se encuentran entre lo mejor del mudéjar aragonés y no se trata precisamente de ninguna torre.

Que ver en Teruel

13 DE LAS MEJORES OBRAS DEL MUDÉJAR ARAGONÉS.

PALACIO DE LA ALJAFERÍA. ZARAGOZA.

Entre los lugares que hay que ver en Zaragoza destacan tres monumentos mudéjares que forman parte del Patrimonio Mundial. Cuando los cristianos conquistaron Zaragoza en 1118 convirtieron el palacio morisco en palacio real. En esta bonita fortaleza de la Aljafería podemos comprobar la evolución del estilo artístico que nos lleva desde el arte puramente islámico a las reformas mudéjares acontecidas tras la Reconquista. Particularmente en las dependencias conocidas como Palacio de Pedro IV y el de los Reyes Católicos. Este último, ya del siglo XV, destaca por su Salón del Trono, donde encontramos una de las obras maestras del mudéjar aragonés: su fabulosa techumbre.

IMG_9842

 

IGLESIA DE SAN PABLO. ZARAGOZA.

Otro monumento que forma parte del Patrimonio de la Humanidad dentro del mudéjar aragonés es la iglesia de San Pablo. Si tenéis la oportunidad, realizad la visita guiada al templo, que es la única manera de acceder a la maravillosa torre mudéjar, orgullo de esta iglesia de barrio.

mejores obras del mudéjar aragonés

SEO DE ZARAGOZA.

También la catedral de Zaragoza está incluida dentro de la lista del Patrimonio Mundial por sus reminiscencias mudéjares aragonesas. En este templo mezcla de estilos, el cimborrio, por ejemplo, es mudéjar aragonés. También lo es la techumbre de madera dorada y el exterior de la Parroquieta, ornamentado con cerámica vidriada y el característico ladrillo.

IMG_9716

IGLESIA DE LA MAGDALENA. ZARAGOZA.

Aunque no forma parte de la lista del Patrimonio Mundial es otro de los elementos más destacados del arte mudéjar aragonés en Zaragoza. Esta torre es una de las más bellas de la ciudad y combina la cerámica vidriada con el ladrillo. Recuerda a varias de las torres de Teruel

IMG_9724

IGLESIA DE SAN GIL. ZARAGOZA.

El último lugar que destacaré del mudéjar de Zaragoza. Una iglesia de nave única y ábside poligonal, casi toda de ladrillo. Destaca, una vez más, por su bellísima torre, decorada con rombos.

zaragoza mudéjar aragonés

COLEGIATA DE CALATAYUD.

Tras viajar en  coche a Madrid en mayo pasado, nos detuvimos a almorzar en Calatayud durante el regreso. Aprovechamos para ver la Colegiata, que también forma parte del Patrimonio Mundial, aunque no pudimos visitar su interior. Claustro, torre y ábside están catalogados dentro el Patrimonio de la Humanidad, aunque la torre octogonal de ladrillo, con abundante decoración, es su elemento más reconocible.

colegiata calatayud

SAN ANDRÉS, CALATAYUD.

No menos bella resulta la torre de la iglesia de San Andrés, también en Calatayud. Esta torre esquinera tiene igualmente planta octogonal y decoración en ladrillo con rombos y cruces. Da la sensación de ser más esbelta que la de la Colegiata.

san adrés calatayud

CATEDRAL DE TARAZONA

Aunque no forma parte del Patrimonio Mundial, Tarazona dispone también de algunas de las mejores obras del mudéjar aragonés. En realidad, la Catedral es anterior. Sin embargo, fue modificada en estilo mudéjar en varios de sus elementos, incluidas varias capillas, las fachadas o la torre. El cimborio es uno de los elementos más característicos.

mudéjar aragonés
IMG_2641

IGLESIA DE SANTA MARÍA MAGDALENA.

La Torre de la iglesia de Santa María Magdalena, que es su momento fue sede episcopal, es una de las más esbeltas dentro del mudéjar aragonés. El origen, sin embargo, es anterior, pues debemos encontrarlo en el siglo XII. Sin embargo, fue durante el siglo XV cuando la torre ganó altura, ya en estilo mudéjar, como atestigua su característica decoración en ladrillo.

IMG_2614

IGLESIA Y TORRE DE SAN PEDRO. TERUEL.

Entre los varios monumentos que hay que ver en Teruel destacan los que hacen referencia al mudéjar aragonés. Todos ellos forman parte del Patrimonio de la Humanidad. La Torre de San Pedro es una maravilla de la decoración en ladrillo y cerámica, tan habitual del mudéjar aragonés y particularmente del turolense. Ya en esta torre de San Pedro nos daremos cuenta de una característica de varias de las torres mudéjares de esta ciudad. La mayoría de ellas disponen de un pasadizo en su zona más baja, que permitía a los transeúntes seguir su camino pasando por dentro de la torre.

mejores obras del mudéjar aragonés

CATEDRAL DE TERUEL.

Otro de los lugares de imprescindible visita en Teruel. Aunque el templo se inició en el siglo XII, las remodelaciones mudéjares se sucedieron en los siglos siguientes. En el interior no hay que dejar pasar el maravilloso artesonado, uno de los mejores del mudéjar aragonés.  La ornamentación de inspiración morisca alterna los motivos geométricos con los vegetales y con la iconografía cristiana. No menos impresionante resulta el cimborrio, que recuerda bastante al de Tarazona.

Que ver en Teruel

TORRE DEL SALVADOR. TERUEL.

Otra torre de base cuadrada y que dispone de un arco que permite el paso de la gente. Se trata de otra joya del mudéjar turolense, de 40 metros de altura e incluida dentro del Patrimonio Mundial. La decoración a base de cerámica vidriada deja sin aliento, con una retahíla de estrellas verdes y blancas, columnas cerámicas y arcos mixtilíneos entrecruzados.

mudéjar aragonés

TORRE DE SAN MARTÍN. TERUEL.

En cuarto y último lugar de Teruel que forma parte del Patrimonio Mundial como representante del mudéjar aragonés. Es la más esbelta de las torres mudéjares turolenses y compite en belleza con la torre del Salvador. En este caso se trata de dos torres superpuestas. La segunda torre, que envuelve la interior, es la que soporta la ornamentación con cerámica vidriada y ladrillos de arcilla. Se trata de una obra del primer tercio del siglo XIV. También aquí la planta baja se abre mediante un pasadizo.

mejores obras del mudéjar aragonés

Y hasta aquí nuestra serie de 13 de los lugares más bonitos del mudéjar aragonés, la versión local de este estilo autóctono como pocos de la Península Ibérica y que surgió de la simbiosis entre los artesanos y maestros de obra moriscos y los estilos occidentales llegados de otros puntos de .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *