MENORCA TALAYÓTICA. La cultura talayótica, candidata a Patrimonio de la Humanidad.

La Menorca Talayótica ha sido recientemente proclamada candidata a ser incluida en la lista del Patrimonio de la Humanidad. Una decisión merecida para la cultura talayótica de Menorca que tiene más de 4000 años de historia en la isla balear y una gran densidad de recintos arqueológicos y megalíticos repartidos por toda la isla, y que forman uno de los reclamos turísticos más importantes para este territorio.

 Menorca Talayótica

Concretamente, son 32 los recintos que han sido incluidos en la lista, entre ellos varios talayots de Menorca, pero también otros tipos de recintos megalíticos. No será, sin embargo, hasta 2017 cuando la candidatura de Menorca Talayótica podrá ser incluida de manera definitiva en la lista del Patrimonio Mundial.

Entre los 32 recintos elegidos para formar parte de la candidatura Menorca Talayótica se encuentran varios talayots y poblados talayóticos de Menorca (como el de Cornia Nuevo o el de Binissafullet), pero también varios hipogeos (como la Torre del Ram o el de Biniani Nuevo), varias navetas (como la Naveta des Tudons o de Biniac Oriental), algunas necrópolis, algunos santuarios y algunos sepulcros aislados. En cualquier caso, son los poblados talayóticos los más representados en la candidatura Menorca Talayótica.

 

TIPOS DE RECINTOS MEGALÍTICOS DE MENORCA

Aunque hay varias clasificaciones sobre las civilizaciones protohistóricas baleares (es decir, las que siguen a la prehistoria), se podría dividir esta época en dos momentos: el de la cultura pretalayótica (hasta el s. XIII aC) y el de la cultura talayótica (desde el s. XIII aC hasta el siglo I aC). Asimismo, el periodo que se refiere a la Cultura talayótica se puede diferenciar entre Inicial, Medio y fnal.

Hay que tener en cuenta que se conoce de la presencia humana en las Islas Baleares desde el tercer milenio AC, es decir, desde finales del neolítico.

Hasta 11 tipos de recintos pretalayóticos y talaióticos principales se pueden diferenciar dentro de estos periodos.

 

Tipos de recintos pretalayóticos (coincidiendo con el final del neolítico, la edad de cobre y la edad de bronce antiguo y medio). 

- Sepulcros megalíticos (o dólmenes)

- Habitaciones naviformes.

- Hipogeos (o cuevas artificiales). Que persistieron en la época talayótica.

 

Naveta des Tudons

Tipos de recintos talayóticos (coincidiendo con la edad de bronce final y la edad de hierro). 

- Necrópolis. Se encuentran sólo en Mallorca.

- Talayots cuadrados. Se encuentran sólo en Mallorca.

- Santuarios talayóticos

- Talayots circulares o elípticos

- Poblados y centros ceremoniales.

- Hipogeos

- Círculos o casas talayóticas.

- Navetas funerarias.

- Taulas (un tipo específico de santuarios talayóticos en forma de T).

 

MENORCA TALAYÓTICA. RUTA POR TALAYOTS DE MENORCA. 

Durante nuestra visita a la Isla de Menorca, además de disfrutar de algunas hermosas playas, pasear por las espléndidas Maó y Ciutadella, disfrutar del fabuloso queso de Mahón (visitamos una de las queserías) o visitar la hermosa Binibeca Vieja, pudimos hacer una ruta por algunos de los recintos arqueológicos que forman parte de la Menorca Talayótica. Sólo una pequeña parte, pues la cultura talayótica de Menorca se extendió de tal modo, que no sólo se pueden encontrar en la isla los 32 recintos incluidos en la candidatura, sino que hay muchos más.

Entre los recintos visitados pudimos disfrutar de varios tipos de recintos talayóticos como navetas (la Naveta des Tudons y la de Rafal Rubí), talayots circulares (como el del Talatí de Arriba), Taulas (como las de Torrellafuda y la del Talatí de Arriba ), círculos (como el de Biniparratx pequeño) o poblados (como los de Torrellafuda y Son Catllar).

 

NAVETA DES TUDONS

La cultura talayótica de Menorca tiene en la Naveta des Tudons su elemento más conocido y emblemático. Además es uno de los recintos más fáciles de visitar, pues se encuentra a sólo 7 kilómetros de Ciutadella y a pocos metros de la carretera principal de la isla que une Mahón con Ciutadella.

Las navetas son recintos funerarios que aparecen un poco antes de la época talayótica, durante la edad de bronce. Se trataba de tumbas colectivas secundarias que funcionaban a modo de osario. Es decir, los cadáveres se depositaban en primera instancia en otros recintos. Cuando sólo quedaban los huesos, los restos eran trasladadas a las navetas.

Las navetas reciben este nombre porque tienen forma de nave invertida, aunque las primeras que se construyeron tenían planta circular. La técnica utilizada para la construcción de las navetas supone una evolución respecto a la técnica de construcción de los dólmenes. Si bien en los dólmenes se utilizan grandes piedras dispuestas de forma vertical (los ortostatos), en las navetas se utilizan piedras de menor tamaño que quedan perfectamente encajadas en seco (es lo que se conoce como técnica ciclópea).

El estado de la Naveta des Tudons es casi perfecto, gracias en parte a las restauraciones de las que disfrutó a mediados de siglo XX. En la Naveta des Tudons podemos observar como la fachada es plana (ligeramente elíptica) y su parte posterior tiene forma absidial, que es la evolución que tomaron este tipo de construcciones. En la fachada principal encontramos una puerta de entrada a la construcción, que en este caso tiene dos pisos, lo que no se encuentra en las navetas más tempranas.

Naveta des Tudons3
 Menorca Talayótica

 

RAFAL RUBÍ 

En el yacimiento de Rafal Rubí lo que más nos llama la atención es la Naveta Norte, otro de los puntos más interesante de la cultura talayótica de Menorca. Al igual que la Naveta des Tudons, la Naveta Norte de Rafal Rubí forma parte de lo que conocemos como navetas evolucionadas, es decir, de planta alargada con fachada plana y parte posterior de forma absidial y con el interior dividido en dos pisos. La diferencia fundamental con Des Tudons es que para entrar en la cámara inferior de Rafal Rubí hay que pasar por una losa perforada, mientras que la entrada a la Naveta des Tudons se realiza con una entrada en forma de trilito, es decir, con dos jambas laterales y un umbral superior. La losa perforada (también la encontramos los templos megalíticos de Malta) es pues un estado temprano de las navetas, de las que la entrada en forma de trilito es la evolución natural. El acceso a Rafal Rubí es también muy fácil, pues el recinto queda prácticamente a pie de la carretera principal de la isla, a medio camino entre Mahón y Alaior. Está bien señalizado.

IMG_2143
Cultura talayótica

 

TALATÍ DE DALT 

Talatí de Dalt6

El Talatí de Dalt es uno de los mejores poblados que la cultura talayótica de Menorca nos ha legado. En el Talatí de Dalt encontramos diversos tipos de construcciones talayóticas como taulas, talayots, salas hipóstilas o viviendas.

Una de las construcciones más destacadas es lo que ha resultado ser una sala hipóstila, a la que se entra a través de un corredor, que desde la fachada está formado por dos grandes piedras verticales u ortostatos que está cubierto por unas grandes losas dispuestas de forma horizontal, de las que aún se conservan algunas. Estas salas hipóstilas solían ser los almacenes de las casas talayóticas.

En el centro del poblado encontramos una de las zonas más importantes de todo poblado talayótico: su santuario. En este santuario encontramos una de las taulas mejor conservadas de toda la Menorca Talayótica. No destaca sólo por la enormidad de su tamaño, sino por la pilastra que se apoya en un lateral. Sin embargo, la disposición de esta columna lateral no es propiamente de apoyo, sino que se trataría de una columna libre que en un momento dado se cayó y fue a apoyarse sobre la taula.

Un tercer elemento que destaca en este poblado es la enorme talayot. Probablemente los talayots son los edificios más emblemáticos de la cultura talayótica de Menorca. De hecho, son precisamente los talayots de Menorca los que han dado nombre a este periodo.

Los talayots eran grandes construcciones de piedra, casi siempre de forma circular, aunque en Mallorca se encuentran de planta cuadrada, que servían de atalaya de visualización (de la que toma el nombre de talayot). En cualquier caso, no queda nada clara su función inicial, que podría estar relacionada con la vigilancia y defensa del poblado, aunque a menudo se ha hecho referencia a estos edificios como muestra de ostentación de los jefes de la tribu. Aparte del gran talayot ​​que domina el recinto, en el Talatí de Dalt podemos encontrar los restos de dos talayots menores.

Por último cabe destacar el conjunto de salas hipóstilas y habitaciones excavadas que encontramos en el poblado del Talatí de Dalt y que nos confirman que este es uno de los mejores recintos que ha legado la cultura talayótica de Menorca.

Talatí de Dalt
Talati de Dalt
Talatí de Dalt2
Talatí de Dalt
Talatí de Dalt4
Talatí de Dalt5

 

TORRELLAFUDA

Otro de los poblados más conocidos de la Ruta de los Talayots de Menorca. Aunque se trata de un poblado menor con respecto al del Talatí de Dalt, en Torrellafuda también encontramos la mayoría de elementos que hemos conocido en Talatí de Dalt, entre ellos, una de las taulas más preciosas de toda la cultura talayótica y un talayot ​​que está en bastante mal estado.

Torrellafuda3
Torrellafuda2

 

SON CATLLAR

El poblado talayótico de Son Catllar se encuentra a unos ocho kilómetros de Ciutadella por el camino que lleva a las playas de Son Saura, una de las más bonitas de la isla, de manera que resulta ideal hacer la visita a Son Catllar de camino a las calitas, siendo una manera ideal de compaginar el aspecto más histórico y cultural de la isla con el más lúdico.

A diferencia de los poblados de Torrellafuda y del Talatí de Dalt, en Son Catllar se conserva de forma envidiable la muralla que rodea el poblado y que podemos observar de forma casi íntegra. Estas murallas están construidas utilizando diversas técnicas ya sea con la unión de piedras verticales u ortostatos adosados ​​(las zonas más primitivas) o mediante la superposición de sillares más regulares (que se utilizó posteriormente). También destacan en esta muralla la presencia de algunas estructuras adosadas a modo de baluartes defensivos y construidos a base de sillares, que se habrían construido en una época más tardía.

Pero en el poblado, claro está, también encontramos hipogeos, talayots o varias viviendas, lo que hace del complejo de Son Catllar uno de los más ricos de la cultura talayótica de Menorca. Como todos los poblados, destaca, en su zona central, la presencia de un santuario, donde encontramos su correspondiente taula.

Son Catllar1

Son Catllar2

 

informacionlibro menorca talayóticaMENORCA TALAYÓTICA. La Prehistoria de la Isla. Editorial Triangle Books. Una guía amena y rigurosa, escrita con un conocimiento excelso de la realidad prehistórica de Menorca pero con un sinfín de bellas fotografías, ilustraciones y concisos mapas que nos permiten y facilitan conocer hasta 40 de los yacimientos prehistóricos de la isla.
El libro no solo sirve como guía para visitar la Menorca Talayótica si no como recuerdo de uno de los puntos más interesantes que tiene la pequeña isla balear: su rico pasado prehistórico.

VIVIENDA O CÍRCULO DE BINIPARRATX PEQUEÑO

Justo al lado del aeropuerto de Menorca (se va caminando, pues está a escasos metros) encontramos la reconstrucción de una vivienda. Esta casa se encontraba en el recinto de Biniparratx Petit que sufrió las obras de ampliación del aeropuerto, en 1995. Aunque el recinto inicial conserva un talayot, la vivienda fue reconstruida justo al lado del aparcamiento del aeropuerto y se puede visitar de forma libre.

Se trataría de una vivienda de la última fase de la cultura talayótica. Estas viviendas también son conocidas cono Círculos. Si se observa desde la zona externa de este círculo, podemos ver cómo los bloques cuadrados (a diferencias de los primitivos ortostatos alargados) quedan situados sobre un zócalo construido con sillares dispuestos horizontalmente. Al pasar por la entrada principal, encontramos un patio distributivo, que da paso a las diversas habitaciones que forman parte de la vivienda y que en total son cinco: un almacén, un vertedero, dos habitaciones y una quinta estancia de grandes dimensiones, que se piensa que en su momento pudo ser compartimentada.

La verdad es que aunque el Círculo de Biniparratx Petit no se encuentra en su emplazamiento inicial, la facilidad para visitarlo, así como la buena restauración de la que goza, hacen que su visita valga la pena con el fin de entender cómo era una vivienda durante la época de los talayots de Menorca.

Biniparratx Petit
Biniparratx Petit2
Biniparratx Petit3

SI QUIERES VER OTRAS ENTRADAS SOBRE ESPAÑA CLICA AQUÍ
Si te ha gustado la entrada, COMPÁRTELA!!!

20 comentarios en “MENORCA TALAYÓTICA. La cultura talayótica, candidata a Patrimonio de la Humanidad.

  1. Como me gusta visitar estos lugares. Nosotros en Menorca realizamos una visita al poblado megalítico de Torralba, la verdad que fue el único que visitamos. La Naveta de Tudons la veíamos todas las mañanas cuando nos dirigíamos a disfrutar de esas magníficas playas de Menorca. Saludos!

    • Pues en este de Torralba no estuvimos. La verdad es que quedé sorprendida por la gran candidad de recintos talayóticos que había en Menorca.

  2. Precioso. Nosotros recorrimos la isla en furgo camper y visitamos la mayoría de talayot

  3. Tot aquest patrimoni bé es mereix que s’inclogui a la llista de la UNESCO, tant per assegurar-se la seva preservació com per donar-lo a conèixer arreu del món. La primera vegada que vaig estar a Menorca era una nena, tindria 12 ó 13 anys. Fixa’t si ha plogut que Cala Galdana era totalment verge, un lloc on hi pasturaven les cabres. D’això ja fa uns 40 anys i el meu aspecte ha canviat una mica des de llavors, en canvi la Naveta des Tudons es conserva igual, per ella no passen els anys!!.
    M’ha agradat molt recórrer Menorca a través d’aquests monuments talaiòtics, alguns completament desconeguts per mi.

    Salutacions

    • I espero que així sigui, M.Teresa!!! La veritat és que crida l’atenció la gran quantitat de recintes que es conserven d’aquella època. Val la pena que aquesta nominació ajudi una mica en la conservació de tot aquest enorme patrimoni històric.
      Una abraçada. Merce!

    • Jajaja, muy bueno! Nosotros fuimos a Cala Fornells a disfrutar de la caldereta. Un clásico, pero fue memorable!

  4. Genial explicación Jordi. Tuvimos la inmensa suerte de recorrernos casi toda esta ruta durante nuestro viaje a la isla y la verdad es una maravilla que sigue en pie. Que bueno que se haya reconocido por la Unesco. He aprendido mucho más con tu recorrido. Un saludo.

    • Muchas gracias María por tu comentario. Esperemos que sí, que la nominación sirva para ayudar en la conservación de los yacimientos y para que sean mejor conocidos. Un beso!!!

  5. ¡Qué pasada Jordi! Me ha recordado a los dólmenes en Antequera. La verdad es que no me lo esperaba (supongo que lo estudié en el cole pero lo debí de olvidar) cuando pienso en Menorca me vienen a la mente calitas de agua azul transparente y pinos llegando al borde del mar, pero si encima tiene hallazgos históricos mejor que mejor. Tengo pendiente una ruta a fondo por Baleares, que solo conozco Mallorca. Un abrazo de la cosmopolilla.

    • Hola Patri! Pues tengo muchas ganas de poder conocer los de Antequera, porque he visto algunas fotos realmente espectacular y veo, además, que también están propuestos para formar part del Patrimonio de la Humanidad. Un abrazo viajera!

  6. Me ha sorprendido muchísimo esta información porque no conozco Menorca y lo que siempre llega es que tiene unas playas maravillosas. Buenísimo artículo, desconocía esta gran cantidad de recintos megalíticos, me lo apunto para cuando lo visite.

    • Gracias Cris. Es verdad que como dices las playitas es lo más conocido, pero vale la pena aprovechas para conocer esta ingenta cantidad de patrimonio talayótico. Un abrazo!!!

  7. Me he quedado, como no podía ser de otro modo, de piedra. Cual megalito. Merece ser declarado Patrimonio, naturalmente, y protegido como tal. Has hecho una redacción muy detallada, se agradecen los datos. Conozco Mallorca, pero esta isla no, modo toma de notas activado…

    • Sí, la verdad es que Menorca tiene mucho encanto, particularmente fuera de temporada alta, cuando se puede apreciar con más tranquilidad su enorme patrimonio que el paso de tantas culturas ha dejado. Además, se come muy bien!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>